De vender tamales a estudiar en Harvard: la fascinante historia de Juan Pablo Padilla

Posted in:
Post at: 3 años
Científicos mexicanos

Cuando su padre falleció, Juan Pablo Padilla tenía un año de edad y todas las probabilidades en su contra. Hoy estudia un posgrado en Harvard y se encarga de inspirar a la siguiente generación de científicos mexicanos.

¿Cómo fue que pasó de vender tamales a estudiar en Harvard? La historia de Juan Pablo está plagada de obstáculos, giros y golpes de suerte, pero él asegura que el trabajo y la perseverancia son los dos factores que lo llevaron a su situación actual.

Juan Pablo Padilla Martínez

Foto: conacytprensa.mx

Estos son los pasos y giros de tuerca en la historia de Juan Pablo Padilla, uno de los jóvenes científicos mexicanos más destacados de la actualidad:

  1. Cuando era apenas un bebé, Juan Pablo perdió a su papá en un accidente automovilístico, lo cual dejó a su madre con seis hijos que mantener ella sola.

  2. Doña Estela Martínez, su mamá, improvisó un negocio de tamales y tacos para sacar adelante a su familia. Juan Pablo le ayudaba desde muy pequeño.

  3. Hasta la preparatoria, nuestro héroe siempre combinó el trabajo con la escuela, se levantaba muy temprano todos los días y siempre destacó en lo académico.

  4. Juan Pablo aplicó para estudiar medicina, pero llegó tarde al examen de admisión y no pudo contestar todas las preguntas. Como resultado, el puntaje solo le alcanzó para ser admitido a la carrera de física en la BUAP de Puebla.

  5. Se mudó a Puebla para cursar la universidad y, aunque no era lo que quería cursar, se enamoró de la física y obtuvo los mejores resultados académicos de su generación.

  6. Su desempeño le abrió las puertas para estudiar una maestría en el Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica. Aquí comenzó a desarrollar investigaciones en el campo de la biomedicina, uniendo al fin sus dos pasiones.

  7. Gracias a su dedicación, Juan Pablo participó en descubrimientos innovadores acerca del uso del láser para emulsificar tejido no deseado o pulverizar piedras de los riñones.

  8. La excelencia practicada a lo largo de su trayectoria rindió frutos en la forma de premios y reconocimientos que, a su vez, lo dieron a conocer en otros círculos.

  9. Juan Pablo recibió una beca para estudiar en doctorado en el Wellman Center for Photomedicine del Hospital General de Massachusetts, sede de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard. Ahí, desarrolla equipos ópticos para monitorear el proceso de cicatrización de heridas y el desgastamiento del cartílago.

Juan Pablo Padilla Martínez

Además de seguir ayudando a que este campo de la biomedicina avance para toda la humanidad, Juan Pablo se dedica a difundir el estudio de la ciencia entre las mentes más jóvenes de México, convencido de que en nuestro país hay mucho talento por descubrir.

La historia de Juan Pablo Padilla es un ejemplo de superación que tiene el potencial de inspirar a la siguiente generación de científicos mexicanos. Quizá tú conozcas a uno de ellos, ¡comparte esto con él!

De vender tamales a estudiar en Harvard: la fascinante historia de Juan Pablo Padilla