Parque Nacional Llanos de Challe: El encanto de conectarse con la naturaleza en Chile

Posted in:
paque-nacional-llanos-de-challe

El norte de Chile guarda muchas aventuras en su territorio.  Sin darte cuenta puedes estar en un desierto florido, viendo un oasis, disfrutando de increíbles playas o apreciando el cordón montañoso que lo rodea. En los kilómetros que abarca, existen una serie de parques nacionales, preocupados de conservar la vida silvestre tanto animal como vegetal, siendo el Llanos de Challe uno de los que sí o sí debes visitar.

Un parque excepcional en el norte de Chile

Este parque fue creado el año 1994 con la idea de preservar y proteger la vegetación del desierto costero de Huasco, ciudad portuaria cerca de Vallenar  y Copiapó.  Cuenta con 45.708 hectáreas donde hay diferentes senderos desde los cuales se pueden apreciar las más de 220 especies de vegetación. De ese total 206 son nativas de Chile y 14 son endémicas, es decir, que son exclusivas de ese sector.

Además, es de gran relevancia científica ya que posee las especies de garra de león y napina que se encuentran en peligro de extinción, sumado a las 14 que se encuentran en la categoría de vulnerables. Es por esto que es muy importante ser conscientes del cuidado del parque, intentado producir el menor impacto en el medio ambiente si es el destino que escogiste para tus vacaciones.

Camina y descubre la biodiversidad de Llanos de Challe

Para su recorrido cuenta con dos senderos: el Interpretativo Centenario que es de 2.5 kilómetros y el Los Corrales que es de 6 kilómetros. Ambos son autoguiados, por lo que permite ver la flora y la fauna a tu propio ritmo al encontrarte con guanacos salvajes y avistamiento de aves, entre otros.

La entrada tiene un valor de $5.000 para los adultos y de $2.000 para niños menores de doce años.  Por un valor adicional se puede optar a las áreas de camping y picnic dentro del parque que cuentan con parrillas, mesas, sector de duchas y agua potable. Esto es ideal si de descanso en plena naturaleza se trata pues se puede estar a solo metros de la Playa Blanca, disfrutando de amaneceres y atardeceres frente al mar.

¿Cómo llegar a Llanos de Challe?

Para llegar hay que tomar la ruta costera C-360 desde Huasco y dura aproximadamente una hora. El camino está en buen estado y existe la posibilidad de tomar transporte público sólo los días viernes desde Vallenar.  El clima, al ser parte del desierto, tiende a ser templado durante todo el año aunque siempre es recomendable ir entre los meses de octubre a marzo. En las noches tiende a bajar considerablemente la temperatura.

Si tu primer destino antes de llegar al parque es Santiago, puedes tomar un avión directo hasta Copiapó y desde ahí tomar un bus o alquilar un auto en un trayecto de aproximadamente tres horas.

Descansar entre vuelos es ideal ya que eso permitirá que puedas disfrutar de la experiencia al máximo sin la incomodidad de tener el cuerpo con jet lag o ya un poco agotado por el primer viaje. 

Es por esto que te recomendamos el Hotel City Express Santiago que tiene habitaciones diseñadas pensando en el pasajero e incluyendo dentro de sus servicios desayunos continentales, salas de reunión, servicio a la habitación, entre otros. Además tiene una gran conexión con la ciudad y el aeropuerto que se encuentra a sólo 5 minutos.

Sal de tu rutina y zona de seguridad para atreverte a vivir nuevas aventuras en lugares que harán que te vuelvas a conectar con la naturaleza y puedas regalarte un respiro del mundo.

Parque Nacional Llanos de Challe: El encanto de conectarse con la naturaleza en Chile